Días

Esto es literalmente una escapadita para escribir (¡que vicio esto de los Blogs!) porque esta semana ha sido una locura. Desde ayer estamos cocinando como locos para un evento para 130 personas que tengo mañana y del que les anexo menú al final de este post. De paso están filmando todo el proceso y eso ha hecho que la escuela sea un pandemonio.

Hoy (como todos los Miércoles) me fui a la radio a grabar mi programa de los fines de semana y para honor mio el entrevistado que tuve fue el Dr. Antonio Pasquali que aparte de ser Padre de la Comunicación Social en Venezuela es un gran chocolatero ... ¡una belleza de entrevista! que pueden oír en Caracas en la 107.9 de 12 a 1 pm. y se que en otros horarios en varias ciudades del País.

No creo que pueda publicar algo nuevo hasta pasado mañana. ¡Buenas noches querid@s amig@s!

COCINA ITINERANTE (SUMITO ESTÉVEZ)

El caribe, más que un compendio de recetas con influencias y fusiones, es para mi una explosión sensual que siempre logra avivar mis sentidos de manera provocativa. ¿Podemos acaso mantenernos incólumes ante el olor a nuez moscada de la isla de Grenada o ante los sonidos crujientes de la cocina de Trinidad, sonidos que parecieran competir en protagonismos con su música?.

Este menú que presento busca pues rendirle honor a la sensualidad y al erotismo y por ello será simplemente una obra en cuatro actos:

LA VISTA
Carpaccio cítrico de Mero con aceite de curry y cardamomo.

Guión: Los invitados serán conminados a taparse los ojos con una tela suave y con muy poca transparencia. En ese momento los mesoneros (con guantes de tela) colocaran frente al comensal el plato con carpaccio y le entregaran con delicadeza a cada invitado un cuarto de limón que viene empanado con una mezcla de sal y especias. Se le pedirá a los invitados que expriman unas gotas de limón dentro de sus bocas para que comiencen a salivar y se les pedirá que comiencen a comer. Dejemos que cada quién decida si quiere comer con los ojos vendados o no. Frente al plato de carpaccio habrá un plato pequeño vacío para que coloquen el limón exprimido

EL OÍDO
Tres crutones, tres especias, tres salsas: De camarones crujientes con coco, de papas con curry y guisantes y de casabe con bacalao

Guión: En el momento de servir el plato debe haber un cambio evidente en la música de tal manera que sea muy sensual y con mucho menos volumen ya que este plato ha sido diseñado para que “suene” al ser mordido. Se le servirá cada plato al comensal sin cubiertos y se le pedirá a cada quién que tome con la mano cada uno de los tres crutones y se lo de a su pareja en la boca.

EL OLFATO
Lomito abrasado con curry de especias sobre espejo de vino y anís estrellado

Guión: Se trata de un plato de concepción clásica y servicio de sala tradicional. Pero en el medio de cada mesa habrá de colocarse un bowl grande lleno de agua muuy caliente. Cada persona tendrá un pequeño sobre con especias y se le indicará que son para que se las agregue a discreción al agua hirviente de tal manera que cada mesa posea una experiencia olfativa a medida.

EL TACTO
Empanaditas crujientes de chocolate sobre crema de malagueta.

Guión: Se le pedirá a cada comensal que sobe una tela muy suave (¿la invitación?) mientras come, de paso se servirá con palitos chinos para que a propósito resulte incómoda la experiencia de comer las empanaditas e invite a tomarlas con las manos. Cada empanadita estará cubierta con un poco de miel. Se busca que al morder la empanadita salga de adentro chocolate derretido, lo que combinado con la tela suave y la necesidad de chuparse los dedos llenos de miel … conforme la experiencia táctil

Comentarios

Niha ha dicho que…
Me apunto a las empanaditas. Por cierto, ¿qué lleva la crema de malagueta?
Anónimo ha dicho que…
Por Dios que espectáculo!!!!!
Solo con leerlo se me hizo agua la boca.... por no decir que el resto de los sentidos también saborearon esta cena..
Esa es una de las razones por las que me encantan tus recetas...
Así que desde Chile, una venezolana que le encanta la cocina te manda muchos saludos!
Alonso Núñez ha dicho que…
caraj...Sumo,qué anacronismo tan divertido!,Me recuerda las cosas de Marinetti y su fijación con la sinestesia.
Suerte!
Alonso

Entradas populares de este blog

¿Y TÚ POR QUÉ NO TE VAS CHICO?

¡AL FÍN COCINA PARA NIÑOS EN ICC!

LICORES VENEZOLANOS