¡Yo cocino venezolano!, ¿Y que?

En mi entrada anterior recibí varios comentarios, uno de ellos lo escribió alguien con un maravilloso Blog y que firma IN THE FLESH. Transcribo su carta para generar una discusión ... lo que sigue a ella es una vieja discusión que he tenido.



"(A propósito de la carta de un señor Gamus a un señor Soria)

Es una lástima que algunos no hayan entendido el artículo de Alberto Soria, muy mal respondido por el señor Gamus.

La cocina sí es de la casa. La cocina sí es de las mujeres. La cocina no nació con los restaurantes (no niego otras cocinas,desde luego). El que quiera entender que entienda.

El "refinamiento" de los bollos pelones y de todos los platos tradicionales no se debe a los "chefs" de "academia". Desde hace muchisimos años nuestro pueblo crea y recrea y se vacila con gusto la cocina. La tradición es entrega, herencia, cambio de manos, renovación. La tradición es más innovadora que la pretendida "modernidad".

Ojalá los cocineritos de televisión tuvieran la creatividad (y el conocimiento verdadero, no de pantalla) que desde hace milenios tiene el pueblo.

Saludos"


COMENTARIO LIBRE DE SUMITO


Yo soy hijo de una Madre de la India, aunque nacido y criado en una muy venezolana casa. Eso hizo que de manera natural mi cocina siempre tuviese una fusión natural de continentes y de Madres ... y de casas. A medida que fui asiendo las técnicas que necesitaba, fue naciendo de alguna manera un estilo de cocina que es simplemente mio. Pero cada vez que alguien me pregunta ¿Qué tipo de cocina haces? me encuentro ante la desesperación de no poder definirlo bien, aunque sueño con poder decir ¡pues cocina venezolana, ¿qué más?!.

Mi pregunta es simple: si yo nací en Venezuela, si los aromas que me marcaron son los de esta Patria, si me formó un venezolano llamado Franz Conde, si vivo y sueño esta Patria, si creo los platos mirando al Avila y comprando en Quinta Crespo .... aunque mi comida tenga jengibre ¿porqué no es venezolana?.

Porqué un Soto o una Cantata de del Maestro Estévez o una coreografía del Maestro Nebrada o un texto del gran Rafael Cadenas si son considerados venezolanos. ¿Es qué acaso para hablar de literatura venezolana hay que escribir costumbrismo trasmitido de manera oral?

En lo que estoy absolutamente de acuerdo con "In The Flesh" y con Soria es que sólo haremos una gran cocina en Venezuela en la medida que tengamos la grandeza de acercarnos a "ese pueblo crea y recrea y se vacila con gusto la cocina" porqué sólo desde allí es que tendrá sentido hablar de cocina venezolana.

Pelear contra La Academia .... o contra las tradiciones, es una estupidez en ambos casos.

El tema es largo y con mucho para cortar, pero me encantaría saber que opinan ....

Comentarios

Vene ha dicho que…
Una discusion de mas de interesante. Pero la cocina al igual que las razas de hoy en dia ya no pueden llamrse puras. Es mas, para que hacerlas puras y tradicionales si es el mismo sincretismo de culturas los que las hace cada vez mas sabrosas.
Definitivamente nuestrso paladares fueron educados por nuestras madres, pero que tiene de malo en todo caso, mejorar los platos que aprendimos de ellas, para psarlos a nuestros hijos.
Asi cocinemos comida libanesa en Venezuela, siempre tendra algo de venezolana, ya seo por sus ingredientes o por la tecnica con la que la preparamos. Ademas que tiene de malo en vestir los platos de gala si nuestra gastronomia es tan (o mas)importante y rica como cualquier otra.

Saludos,

Vene
Kira ha dicho que…
Yo opino que tienes razón. Negar las influencias de nuestros orígenes es como negar nuestra venezolanidad, porque no está basada ella en la mezcla?
In the flesh ha dicho que…
¡Qué buena respuesta! Me parece que quienes tienen como tú la posibilidad de llegar a un buen número de personas, deben insistir en la importancia del consumo de productos nacionales, sin descuidar -desde luego- la creatividad, que no le pertenece, por cierto, sólo a quienes hacen "cocina de autor". Las amas de casa (a las que les gusta cocinar) también hacen cocina de autor,lo que pasa es que no se lo andan diciendo a nadie.

Venezuela -como muchos países- es un excelente ejemplo de que la llamada cocina de "fusión" es cotidiana por ser un producto natural de nuestro estupendo mestizaje. ¿Pasta con caraotas no es una versión criolla de un plato regional italiano? Abundan los ejemplos. Si no, que lo digan las sardinas enlatadas que son usadas para versiones criollas de risottos y dips. Podríamos seguir con los ejemplos, fijándonos en lo que se come realmente (y todos los días) en las mesas venezolanas, en todos los estratos sociales y económicos. Nos daríamos cuenta de que por nuestros fogones andan nuestras abuelas indias, negras, españolas, blancas criollas y todas las nonas, iaias y avós que llegaron en el siglo XX, para enriquecer nuestra cultura.
Cuadrivio ha dicho que…
Para Vene:

¡Molto Bene!
Daimon ha dicho que…
Cocina hecha por un venezolano, cocina con ingredientes tradicionales venezolanos, cocina hecha en una cocina venezolana. ¿Será lo mismo que cocina venezolana?. Recuerdo una graciosa anécdota cuando mi mamá una vez le dijo a mi abuela: - pero necesito petite pois (pronunciado en perfecto francés), a lo que mi abuela respondió, sin perder una pizca de su garbo, cuáles "peti puas" esos son chícharos.
JOSE LUIS ha dicho que…
Una discusión con un amigo italiano de como se hace el rissotto, su mamá estaba oyendonos y dijo, en cada casa se hace el risotto de una manera distinta, igual que aquí con las caraotas. Creo que la cocina refinada creada por los chefs es una expresión cultural válida. Caracas es la capital gastronómica del norte, del sur como diría Franco De Vita, y eso se debe a la fusión, no veo nada de malo en eso, claro que buscar viejas recetas en la cocina de las abuelas es valido- pero si nos descuidamos también nos aplican el 1x1 en los menús.
RomRod ha dicho que…
interesante discusión, supongo que ya llegará el día en que borremos los nacionalismos y reconozcamos que pueblo somos todos. Ese día para alguien que ve todo desde otro planeta la comida de la India se va a parecer mucho a la venezolana o a la rusa o a la africana. Las idiosincracias locales producto del aislamiento geográfico es lo que ha producido esa hermosa variedad de platos que vemos por todos lados. Etiquetar la comida o el arte como algo "venezolano" o foráneo, o lo que sea me parece algo enredado, es cocina humana, arte hecho por humanos, con la variedad e ingenio que nos distingue como especie. ¿Alguien por ejemplo se ha comido los criollísimos pandoros que hacen en la panadería esa cerca del unicentro el Marqués en la California Norte? Pandoros italianos criollísimos. Igual que el carpaccio de lau lau de Puerto Ordaz, criollísimo también. O hacer arepas con harina de trigo en los Andes. Mezclas, influencias, globalización, que se yo. Todo muy sabroso y muy criollo. Si los "cocineritos"(jeje me gustó esa frase) de tv divulgan a todos formas ingeniosas de mejorar la calidad de vida mediante la cocina "de autor", "criolla", "práctica" o como se llame, pues bienvenidos sean ya que a muchos les parecen muy entretenidos esos programas donde se aprende muchísimo. En resumen amigo Sumito si cocinas aquí y eres de aquí supongo que tu comida es venezolana aunque a muchos tus platos no les sepa a arepa de maiz pilado. A mi la verdad lo único que me preocupa es que pueda conseguir los ingredientes aquí. Saludos!!
Jose Antonio Arvelo ha dicho que…
creo que nuestra cocina tradicional es muy rica, variada y espectacular, y no tiene nada de malo el hecho de conservarla pero tampoco le veo nada de malo el innovarla, total si somos de esta tierra y nacimos en esta tierra tan hermosa y privilegiada, cocinemos de la forma que cocinemos creo que siempre le vamos a dar ese toque de sabor venezolano que todos llevamos adentro, las fusiones para mi son la apertura hacia nuevas tendencias y nuevos sabores, la cocina venga de donde venga siempre va hacer un arte o es que acaso la pintura no a evolucionado a través de los años? Me pregunto si es que acaso los pintores de esta época tienen que volver a las cavernas para conservar su arte prehistórico por el simple hecho de que se pierde lo clásico…. Por favor …..Respeto mucho la cocina clásica y nuestra cocina pero me inclino mas por innovarla y explorarla con todos sus aromas, sabores, colores y sonidos que nos da que simplemente quedarnos en lo clásico es como que un poco aburrido así lo veo yo…..
Anónimo ha dicho que…
El Caballo viejo de Simón Díaz deja de ser una canción tradicional Venezolana por el hecho que alguien haga una versión eletrónica por ejemplo o con mezclas de R&B o gospel? pienso que mientras se mantenga la esencia con la que fué creada la canción o el plato en este caso, no tiene discusión que es Venezolano....ahora, si me dicen que van a innovar un pabellón criollo pero en vez de caraotas le ponen garbanzos, en vez de arroz le ponen cous cous y por tajadas le meten polenta.......c'mon! hay quienes se pasan amigo.
Anónimo ha dicho que…
opino que antes de incursionar en otras tendencias y otras cosinas no hay nada mas bonito y sabroso que ser cocineros de nuestra cocina, por que no preocuparse en conocer lo nuestro con un poco de aquello...
Anónimo ha dicho que…
Un poco tarde voy a meter mi cuchara. Hace unos meses me atrevi a hacer la fosforera segun la receta de Sumito. No creo que en algun hogar tradicional margariteño de hace un par de siglos le pusieran jengibre, pero saben que?. Le queda buenisima. En Aruba, donde estoy radicado hace mas de diez años, tuvo un exito rotundo. Y lo mas importante, me retrotrajo a mi infancia, pasando vacaciones con mis padres en Margarita.
Es una modificacion de la receta tradicional? Claro que si. Es menos venezolana por eso, Claro que no!!!

Entradas populares de este blog

¿Y TÚ POR QUÉ NO TE VAS CHICO?

¡AL FÍN COCINA PARA NIÑOS EN ICC!

RESISTIR: MI CARTA A LENA YAU