Calma Chicha

Hoy es Lunes y no hay nada peor que ésta "calma Chicha" (¿de dónde vendrá esa frase?) previa a la tormenta. Pasé ésta mañana por la Escuela para recoger mis cosas y despedirme y luego me reuní con el equipo gastronómico para dar los últimos retoques de manejo de cada programa de TV.

Viví desde mis 4 hasta los 22 en la montaña (la primera foto es la vista desde la ventana de mi cuarto hoy "que ya está todo urbanizado") y por eso amo la tierra y la idea de sembrar. Creo que pocas cosas me relajan más, así que hoy compré maticas, y estuve arreglando el huerto de mi casa que tiene un pequeño patio. Modestia aparte, tengo una mano excelente para las matas y jamás salgo sin despedirme de ellas y de mis seis gatos.

Tengo en mi casa (¡y todos preciosos!): Perejil, Albahaca verde, Albahaca morada, Romero, Yerba Buena, Menta, Tomillo, Lavanda, Salvia, Toronjil, Orégano, Parra, Orégano orejón, Malojillo, Cidrón, Ají picante, Ají Dulce. Salvia, Limón, Mango, Guayaba, Papaya, mandarina y una mata de banana que ya dio pero no he tenido alma para matarla. La segunda foto es uno de los materos de mi casa.


Comentarios

Victoria ha dicho que…
Coincido contigo, no hay nada más relajante que una buena jornada de jardinería. Aquí en NYC también tengo todas mis hierbas aromáticas pero lo de las estaciones no ayuda mucho. Saludos
Maria Luisa ha dicho que…
Un día de estos no te extrañe que llegue a tu casa a buscar cualquiera de esas hierbitas..No es fácil cultivarlas y tenerlas todas bonitas...Tampoco encontrarlas en los mercados cuando uno más las necesita...

¡Felicitaciones porque veo que estás disfrutando tu nueva casa!!
Empiezo a entender ha dicho que…
Calma chicha le dicen los pesacdores a la calma esa que hay cuando el agua no se mueve y está ideal para pescar, porsupuesto (perdón la sintaxis sosa pero es que por estos lares ya son como las 4 de la madrugada y ya estoy dormida) (no sé qie hago todavia acá).
Jogreg ha dicho que…
Hola Sumito, primera vez que paso por tu blog. Antes, quiero decirte que -sin sonar a típico fan que llama por teléfono a los programas de radio- disfruto mucho viendo tu programa de televisión, aunque realmente no se me da muy bien la cocina y no me atrevo a hacer lo que tu muestras allí, supongo que terminaré haciendo un pequeño desastre y tampoco tengo mucha paciencia.
En mi casa también tengo un pequeño huerto en el que hemos logrado cultivar algunas cosas. Ahora mismo, la mata de romero y la de malojillo están increíbles, incluso, tuve que arrancar un poco de la última y regalarla a mis vecinos, porque la mata se estaba apoderando de todo el jardín...
De seguro sigo pasando por estos lares, tu blog está muy fresco (igual que tu programa, creo que esas es la razón por la que lo veo, tienes una capacidad para manejarte en cámara y un carisma que pocas veces he visto).
Un placer,
Naya ha dicho que…
Sumito, esto no es una declaración de amor, es sólo que me encanta leerte, me encanta verte, me encanta escucharte...Bueno, casi no es una declaración de amor...Ojalá yo perteneciera a la mafia de cocineros, no para cocinar, claro está, sino para ser algo así como la degustadora oficial, ¿ya tienen una?
Marian ha dicho que…
¡Hola Sumito!

Pues, la verdad no hay nada mejor como usar ingredientes bien fresquitos para cocinar...

Por tradición, siempre hemos tenido en la casa el huerto que nos suministra toda la frescura para la cocina.

Encantada con tu blog y con tu programa.

Nos seguimos leyendo...

Entradas populares de este blog

¡AL FÍN COCINA PARA NIÑOS EN ICC!

RESISTIR: MI CARTA A LENA YAU

Mi conferencia en Rimini (Agosto 2017)